Adiós, Sir Terry Pratchett

Había una vez un multiverso con planetas de todo tipo,  uno de ellos era sólo un disco de tierra reposando sobre cuatro elefantes que a su vez estaban parados sobre la concha de una tortuga gigante, conocida como la Gran A’Tuin.

Este era el más mágico de todos los reinos, con una Universidad Invisible donde sus prestigiados magos ya no usaban magia.  Donde la única manera de conservar el orden era a través de sindicatos, dónde  alguna vez la música con rocas dentro resonó en todo lo alto,  donde una mujer explicó el concepto de sexo a un dios confundido y donde la muerte tenía su propio gremio, su casa y hasta una nieta.terry1

Hoy ese mundo hizo implosión y deja un vacío enorme en el nuestro, pues su creador, Sir Terry Pratchett, perdió la batalla contra el Alzheimer que libraba desde el 2006.  Él decía que tomó su enfermedad como un insulto y le plantó cara, no dejó de escribir ni de disfrutar su vida, si bien tomó de estandarte la lucha por el derecho a elegir morir. Uno de los autores más grandes de fantasía tuvo el valor de enfrentarnos a una fuerte realidad en el documental “Choosing to die” (Eligiendo morir).

Todos sus libros son de culto,  principalmente  por la inteligente sátira que sus libros plasmaban brillantemente sobre varios temas de la sociedad. Quienes no lo conozcan recomiendo El Color de la Magia, Dioses Menores y por supuesto Buenos Presagios,  en colaboración con Neil Gaiman.

Cuando alguien escribe así se convierte en alguien entrañable, en un ser querido y su partida duele como parte de tu familia. el mundo perdió uno de los espíritus más alegres y una de las mentes más brillantes, descanse en paz.

One thought on “Adiós, Sir Terry Pratchett

  1. Hasta que finalmente me deja comentar, gracias 🙂 Excelente entrada que te deja con ganas de saber más acerca de Terry y de su obra. Considero que el ya hizo su trabajo y murió en paz. Acabo de leer que murió rodeado de los suyos, en su cama y con su gato junto a él. Creo que esa imagen habla de eso, de que se fue en paz. Nos ha dejado un vacío, si; pero, también nos ha dejado como albaceas de su creación y mientras sus obras sigan despertando el entusiasmo que despiertan, Terry Pratchett no morirá. Sigamos disfrutando de su genio y de su imaginación a través de la lectura y honrrémoslo con nuestra gratitud y nuestro recuerdo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *