Bye bye hipsters. Hola yuccies

Si pensabas que andar de bigotito rizado y gafitas de pasta era lo último de la etiquetas sociales… boom! piensa de nuevo. Los hipsters, ese subgrupo abundante entre los millenials ya no es lo que domina la tendencia.

Lo de hoy son los yuccies (Young Urban Creative) jóvenes no mayores de 35 años que dejan sus trabajo convencionales para emprender (ejem ejem miren ustedes a la mente creadora de este proyecto: Don Carlos Velazquez). No son millonarios pero viven tranquilamente y su origen lo tuvieron en la comodidad de los suburbios. Los yuccies creen sobre todo que pueden vivir y cobrar por hacer lo que realmente les gusta. La libertad creativa la prefieren al confort financiero en los empleos de oficina convencional.
Son freelance ah y la barba ya no es tendencia, al contrario prefieren un look fresco, afeitado (¡cuantos más gobierno represor, cuantos más!).

805034

El yuccie mató al hipster por que el hipster ya no se es fiel a sí mismo. Es decir cuando te la vives rechazando lo mainstream y buscas solo lo alternativo resulta que te vuelves parte de una corriente por que lo alternativo es ahora mainstrean (uh o sea cómo?). Ejemplo mi joven hispter: aquel grupo indie que taaaanto alabaste porque no sonaba nada comercial resulta que tiene millones de seguidores como tú que también optan por la contra cultura. Al yuccie le vale ir o no a contra corriente, mientras sea productivamente creativo y le paguen por ello. Punto para los yuccies.

Lo de hoy es ponerse etiquetas en todo y por todo. Si una tendencia empieza a subir será desmenuzada, valorizada, etiquetada y distribuida entre las masas. Por ejemplo las selfies, antes llamados autorretratos, son el termino mas IN de la muchachada, que pronto estará en el olvido porqué la muchachada inventará algo más.

Así las cosas en la vertiginosa era digital. Lo mismo con los yuccies, que responden a una necesidad de segmentarse, de tener un nombre para pertenecer.

Ser yuccie significa aceptar al sistema y sacar provecho de el. Vivir haciendo lo que te gusta pero si se puede ser rico (y famoso) mejor que mejor. Así habrás triunfado sin comprometer tus ideales.

El formar parte de las etiquetas, subgrupos, tribus urbanas o similares no me molesta. Las etiquetas valen para quienes así lo quieren. Si te sientes o no identificado con el término de moda pues que bien, lo mismo da si no. Lo importante es ser y sentirse maravillosamente con lo que haces, dices y predicas. Yuccie or not…

Eso si, pido un minuto por esas barbas caídas en batalla, adieu a los vellos faciales que nos hacían voltear en las calles. Bye bye bigotes acicalados.

haha joel

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Canvas

noviembre 2020
D L M X J V S
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930