El Gran Premio de México

¡Por fin! Después de más de veinte años, la máxima categoría del automovilismo mundial volvió al Autódromo Hermanos Rodríguez en la Ciudad de México para celebrar el Gran Premio de México 2015.

Los pilotos salieron a rodar por primera vez en México el viernes 30 de octubre, lo que les dejó una gran sorpresa al descubrir que la velocidad tope de la nueva pista era mucho mayor a lo que se había previsto en los simuladores, y alcanzaba los 357 Km/hr; incluso, los fabricantes de frenos para los autos habían diseñado sus sistemas con una velocidad tope de 340 km/hr.

Este tipo de variantes representaron un reto extra para los pilotos y mecánicos de todas las escuderías, lo que hizo de esta fecha una de las más interesantes de todo el calendario.

El autódromo de los Hermanos Rodríguez fue remodelado por completo para albergar a más de 130 000 espectadores el día de la competencia, meta que se cumplió sin problemas. La pista también fue trazada de nuevo para cumplir con las altas exigencias de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA); este nuevo trazo redujo al máximo los riesgos para los pilotos, como los que representaba la celebre curva peraltada.

También el nuevo trazo de la pista trajo condiciones de manejo muy interesantes para la carrera; la recta principal contaba con más de 900 metros de largo en donde los pilotos lograron superar los 360 km/hr en varias ocasiones; de la misma forma, las curvas, la zona de las “S” y el zona del Foro Sol en donde los pilotos pasaban por entre las tribunas del estadio.

FORMULA1-5489-21-1024x681

La carrera se definió prácticamente desde los días de clasificaciones, en donde el equipo Mercedes dejó claro porqué tienen al piloto campeón de esta temporada; por supuesto, hicieron el 1 – 2, Rosberg y Hamilton.  Por su parte, el mexicano Sergio “Checo” Pérez y su equipo utilizaron una estrategia algo arriesgada y terminó en la octava posición.

Quienes sufrieron desde el principio fue la escudería Ferrari, pues Kimi Räikkönen abandonó pronto la carrera ;y Sebastian Vettel, tuvo una alargada tardía y nunca pudo recuperarse. Al final tuvo un contacto con otro automóvil y termino por abandonar la carrera al chocar contra una barrera de contención, lo que generó la única bandera amarilla con auto insignia en toda la carrera.

Los organizadores, y las autoridades de la Ciudad de México, reportaron que durante los tres días del Gran Premio de México la derrama económica fue de más de 4 mil millones de dólares; además, la asistencia de espectadores los días de clasificaciones fue mayor a lo esperado; además de los 130 mil asistentes el día de la carrera.

Este fue un gran fin de semana para México, sus fanáticos del deporte motor y para el automovilismo mundial. Con estos números, y la excelente participación del público, la fecha de México para la próxima temporada podría estar asegurada.

Más | Autódromo Hermanos Rodríguez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *